martes, 13 de octubre de 2009

Poco más de veinte años

Y que más da el día,
el frío,
la luz ausente.
Qué más da el presente,
la fecha,
el número elocuente.
Qué más da el calendario
si todo,
absolutamente todo,
está perdido de antemano.
Qué más da si este yo
resulta cómico,
vulgar
teatro de aficionado.
Qué más da el destello,
la palabra
desbordando el cauce,
qué más da
si tan sólo es belleza
condenada a ser instante.
¿A quién le importa
el cuándo?
¿A quién
esta ridícula mueca?
Qué más dan los jirones
la piel en carne viva,
qué más da la desnudez
si nadie mira.
Qué más da el todo
qué más da la nada,
si sé que mañana
amanecerá a destiempo.
Si sé que mañana
seguirán mis manos
temblando,
seguirán atadas
a tus párpados cerrados.



Poema de Jorge del Frago.

La imagen es del fotógrafo canadiense Levi Wedel.
http://www.leviwedel.com/




2 comentarios:

no comments dijo...

Qué más da el todo
qué más da la nada,
si sé que mañana
amanecerá a destiempo.

¡Tremendo verso!

Aunque pensemos que aún nos quedan cosas por hacer si no das un paso destartalado...

Un saludo indio

JALOZA dijo...

¡Qué bueno, otra vez!

La melancolía marca de la casa y algún verso para enmarcar.

Esperemos que Jorge llegue hasta donde merece.